21 mar. 2012

De vuelta y con el IMM 7

Asi como el ave fenix, renace cada vez de sus cenizas aqui he vuelto yo!!!
Aunque no soy precisamente un fenix, pero asi me lo creo yo XD, pero bueno bueno que me dejo de tanta palabras sin sentido y les muestro solo algunas de las portadas de los libros que he comprado hace poco, pues la camara se fue de paseo y no volvio.
La Historia de Lisey  
del asquerosamente bueno (literalmente hablando) del tio Stephen
 El cuento numero Trece, de Diane Setterfield
Y yo siempre decia Sterfiel asi como el escritor de la saga perfeccion, pero todos tenemos nuestros momentos.
Tambien he conseguido tres mas que pronto se los mostrare tambien pero hoy no sera no encuentro las imagenes, pero es por falta de tiempo, pero ya pronto encuentro una camara para hacer unas fotos medio decentes.
 y eso es todo mundo, nos leemos pronto.

4 nov. 2011

Blog Recuperado!!!

Si asi mismo el blog se habia perdido en uno de esos "momentos" que tiene blogger y hasta hoy fue que vino a parecer siempre me daba un codigo de error y yo no se que mas cosas mandando a uno siempre a un foro donde escriben mucho y dicen poco, pero bueno lo importante es que el blog aparecio de nuevo como sacado de el gorro de un mago asi de repente, y por eso aqui estamos asi sin mas despues de varios dias perdidos

16 sept. 2011

Agosto y septiembre meses de sucesos inolvidables

hola gente, como estan?
Yo tenia infinidad de tiempo sin pasar por estos lares con decirles que ahora es que estoy viendo y probando todo lo que "San blogger cambio, que como dirían algunos no es "moco de pavo" pero ese es otro cuento ya les diré como me va con la nueva interface.

 y como dice el titulo agosto y septiembre definitivamente van a ser unos meses que dificilmente olvidare, pues me pasaron un monton de cosas unas buenas y otras no tanto!!!
la primera la mayoría de esos 2 meses lo estuve de reposo pues porque tenia un yeso en la pierna derecha, porque yo de BOCA ABIERTA según palabras de mi hermana no me fije en un cable que estaba en las escaleras y Rode por ellas trayéndome como consecuencia una fractura de tobillo con quien sabe que mas cosas, lo cual a su vez trajo como consecuencia que tuviera que usar muletas las cuales no son nada cómodas si que facilitan el trabajo de moverte de un lado a otro pero las consecuencias para los brazos son horribles los primeros días me dolían un montón, pero ya después la costumbre hizo su parte ademas si saque algo bueno fue que casi consigo unos brazos iguales a los de Madonna, pero eso no es todo lo cómico del asunto es que recién había empezado a trabajar en los planes vacacionales del gobierno y enseguida metí un reposo, con lo cual los chicos del trabajo no dejaban de meterse conmigo diciendo que lo había hecho a propósito para no aguantar a las monstruos  personitas tan tiernas que son los niños con los que estábamos trabajando.
También les comento que retome mis clases en la universidad la cual ya me hacia falta... junto con las rumbas que trae el nuevo comienzo a clases asi que igual no pasare mucho pero si estare mas al pendiente pues lei varios libros en estos dias que estuve fuera de los cuales les quiero comentar, bueno y creo que eso es mas o menos todo, así que cuídense y nos leemos pronto.



7 jul. 2011

El hombre del sombrero decide Morir

Los seguidores de la literatura fantástica ya lo sabíamos: Terry Pratchett padece de Alzheimer, y fue una decisión muy valiente el darlo a conocer abiertamente tras ser diagnosticado. Pero nada nos prepara para leer noticias como esta, que ha sido publicada en el rotativo "The Guardian".

Terry Pratchett comienza el proceso para quitarse la vida. Sir Terry Pratchett, el famoso escritor de novelas fantásticas, que fuera diagnosticado con Alzheimer en 2008, aseguró ayer que había comenzado el proceso protocolario que podría llevarlo a su propio suicidio asistido en la la clínica Dignitas en Suiza.

Pratchett, que ha rodado un documental para el canal BBC2 acerca de la cuestión del suicidio asistido, y que será transmitido esta noche, a las 21:00 hora del Reino Unido, por ese canal, reveló que le habían enviado los formularios de consentimiento desde la clínica y tenía planeados firmarlos de forma inmediata.

"Lo único que ha detenido mi intención de filmarlos, es que debía realizar este filme, y tengo un maldito libro que terminar", declaró durante una sesión de preguntas y respuestas que siguió a la presentación preliminar del filme en el Festival de documentales de Sheffield.

Dijo también que ha decidido comenzar con el proceso después de haber realizado la película "Terry Pratchett: Decidiendo morir", la cual muestra la muerte de Peter Smedley, un mutilmillonario propietario hotelero víctima de un trastorno neuromotor.

Pratchett, el creador de las novelas de Mundodisco, quien fue diagnosticado con Alzheimer al cumplir los 60 años, dijo que la decisión de comenzar este proceso, no significa necesariamente que se vaya a quitar la vida. De acuerdo con Dignitas, el 70% de las personas que firman los formularios no lleva a cabo el suicidio asistido.

Por supuesto que la noticia nos deja con un profundo temor, aunque también nos reconforta saber que terminará ese "maldito" próximo libro. Para cerrar esta noticia, me hago eco de un comentario que un usuario dejó en la propia página donde fuera publicada: "Me parece muy bien que el hombre que creó la mejor y más grandiosa Muerte como personaje, pueda escoger la suya propia."

27 jun. 2011

La extraña costumbre de dedicar libros

A ti, con mucho afecto, de mí. Con ligeras variaciones, la mayoría de las dedicatorias de los libros tienen esta estructura básica. También hay autores muy originales, que se la comen en cada dedicatoria, pero son los menos.
Admito que yo he dedicado muy pocos libros en mi vida, y cuando lo he hecho me he sentido tremendamente incómodo. La primera vez que lo hice fue la mejor: estaba tan nervioso que escribí algo sin sentido, y luego estuve unos segundos valorando la idea de tacharlo o seguir adelante, en plan excéntrico. Al final lo taché: imaginaos el pastel. La segunda vez también fue memorable: lo escribí todo en mayúsculas por miedo a que fuera ilegible. Ya os podéis imaginar cómo me iba el pulso.
¿De dónde surgió la costumbre de dedicar libros? Lo cierto es que se ignora, pero durante siglos fue una práctica restringida al ámbito familiar o al círculo más íntimo de amigos. Como debería ser.
Hasta hace poco, incluso, la gente no tenía posibilidad de hacer cola para conseguir una firmita del autor, encerrado en una caseta de feria, dándole a la pluma como si estuviera trabajando en una cadena de montaje: la única forma de conseguir una dedicatoria del autor era ser su amigo o bien hacerle llegar un ejemplar confiando en que lo devolvería firmado. Aunque había autores que eran muy poco generosos en ese sentido, tal y como señala Jesús Marchamalo:
Se cuenta una divertida anécdota de Yeats quien, invitado en casa de Thomas Hardy, mostró su curiosidad respecto a cómo dedicaba los libros a las personas a las que no conocía. Hardy le invitó a seguirle al piso de arriba, donde, sin decir palabra, le mostró una habitación abarrotada con decenas, tal vez centenares de sus propios libros que había ido recibiendo a lo largo de los años y que, evidentemente, no se había preocupado siquiera de devolver.
Ramón Gómez de la Serna dedicaba sus libros con letras grandes y tinta roja. Pío Baroja lo hacía con caligrafía pequeña y discreta.
En todo caso, las dedicatorias siempre suponen un valor añadido que incrementa el precio del libro. Aunque todavía no ocurre como en otros países, donde existen librerías especializadas en manuscritos y libros dedicados, en España es un mercado que empieza a ser valorado por los bibliófilos o los simples curiosos, a veces por encima de la rareza, la encuadernación o la conservación del ejemplar.
A pesar de que hoy en día lo de dedicar libros se ha convertido en un acto en serie y repetitivo que el autor debe incluir en su trabajo de promoción, hay autores que, como dije, todavía le ponen empeño, o al menos se preocupan de no poner siempre lo mismo, como uno de mis escritores favoritos (del que, por cierto, no tengo ni un solo libro firmado, aunque los tenga todos y los relea con devoción): Luis Landero:
A mí me resulta muy difícil dedicar libros, porque me gustaría personalizar cada dedicatoria y eso es imposible. En todo caso, prefiero lo previsible a lo ingenioso porque no soy especialmente ocurrente. Así que la mayor parte de las veces termino por preguntar el nombre y recurro a alguna fórmula convencional, algo del estilo: con la gratitud de escritor y la solidaridad del lector, por ejemplo. A veces también hago un dibujo que inventé hace años: un cronopio, o un ratón, cosas así. Y escribo: para fulanito, una nube, tres pájaros y un lobo.
Vía | Las bibliotecas perdidas de Jesús Marchamalo

Diseño de Marie April para Las sin "cerebros" Todos los derechos reservados